LA IDENTIDAD DE LA PESCA



LINEA para lenguados




Las líneas para tentar a las diferentes especies son generalmente especiales para cada una de ellas. La que se usa para la pesca de lenguados tiene la característica destacada que usa dos anzuelos: Uno principal y otro auxiliar. Este sistema se utiliza para mantener la carnada estirada pero no pesca por si mismo aunque algunos pescadores le dan la misma importancia tanto al primer anzuelo como al segundo. Hay quienes la arman con dos anzuelos simples iguales y quienes la arman con un anzuelo simple arriba y un triple abajo o a la inversa. Como ya dijimos el objetivo de los dos anzuelos en "tandem", fueren cuales fueren, es mantener la carnada estirada aunque no debe descartarse que ambos pescan.

 

Algunos pescadores tienen en cuenta ciertos detalles a la hora de armar sus líneas. Como es muy difícil que un lenguado tome una carnada quieta (es una especie cazadora) cada pescador deberá tomar en cuenta sus propias experiencias a la hora de armar su aparejo y sumarlas a estos datos:
1) Si bien los anzuelos simples cumplen más que bien con el objetivo de la clavada los triples la aseguran.
2) El lenguado ataca siempre el cebo con movimientos invertidos del tipo ondulante por lo que puede tomar el engaño por cualquier lado dando importancia a ambos anzuelos y no solo al de abajo como afirman muchos. Estos anzuelos si son triples no deben ser mayores al N° 3 ó 4 pero muy fuertes y de buen filo. De atar simples estos deberán tener lancetas para afirmar la carnada y que sea más difícil soltarse con la tracción. Además deberán ser preferentemente de pata regular o corta y muy fuertes, con aberturas 2/0 ó 4/0 y con torsión en la curva y por supuesto el mejor filo. El segundo atado a la brazolada con nudo corredizo deberá ser de paleta para acomodarlo al largo de la carnada elegida.

 

Los esmerillones deben ser fuertes. Los N° 3 ó 4 andan bien. La plomada tendrá que ver con el lugar en el que se pesque pero recordemos que solo sirve para ayudarnos en el lanzamiento: A mayor corriente mayor peso y a la inversa. Por lógica si pescamos con mayor plomo debido a las condiciones del agua el equipo debería cambiar también. En aguas muy rápidas los plomos de hasta 120 gramos andarán bien. En aguas quietas los de 40 hasta los de 80 gramos serán los indicados. Por eso lo del equipo. La boya deberá ser para los equipos más pesados del tipo zanahoria de 10 a 15 centímetros y de 25 mms. de diámetro y del mismo tipo de 5 a 10 cms. de 20 mms. de diámetro para los más livianos. SIEMPRE la boya debe ser blanca. La función que debe cumplir es mantener la carnada levantada del fondo cuando la traccionamos (esta modalidad es cercana al "spinning" pero se la llama "voleo" o "pumping""). Con este movimiento la boya permitirá que la carnada flote sobre el plomo que viene arrastrando por el fondo y la carnada "nadará" detrás de "otro pejerrey". Por eso es importante que las boyas sean siempre blancas.



MATERIALES LINEA CLASICA
Nylon para la madre (0.50): 2,5 mts.
Nylon para las brazoladas (0.40): 1 a 1,2 mts.
Hilo para los nudos corredizos: Cantidad necesaria.
Boya zanahoria pasante blanca: 1
Pilotín (opcional giratorio): 1
Rotor tipo mandale: 1
Perlitas (blancas): 4
Mosquetón esmerillón: 1
Mosquetón: 1
Anzuelos en tandem: 1 simple de paleta corredizo y un triple, 2 simples de paleta ó 2 triples.
El anzuelo de arriba se debe arar corredizo.
Plomada: El peso lo indicará el tamaño de la boya
Uso: Pesca de embarcado, muelle, playa o escollera.
Ambientes: Abiertos o cerrados
Pesca dirigida: Lenguado

 


Y SIEMPRE TENGA EN CUENTA QUE PUEDE REEMPLAZAR LOS ROTORES POR ESMERILLONES


 

El tamaño lo da (como ya dijimos) el estado del agua y el tipo de agua. Para aguas quietas se puede alivianar el conjunto, pero siempre deberá estar todo perfectamente equilibrado. La boya más chica con un plomo más liviano hará posible y preferible una caña más liviana y una boya más grande con un plomo de mayor tamaño nos exigirá una caña de mayor resistencia. Estas líneas son incómodas a la hora de lanzar, además de ser pesadas al momento de alcanzar las distancias mínimas para depositar el aparejo en los veriles. No olvidemos que los pesos de las boyas, los plomos y las carnadas conforman una sumatoria al momento del cast, así que mejor es no exagerar con los equipos.

 

OTRO ENCARNE CON ANZUELOS SIMPLES . . . acorde al nuevo reglamento de pesca de Buenos Aires